Iglesia y el Canon

El Canon de la Biblia es el catálogo o lista de los libros que la Iglesia considera inspirados por Dios, llamados, por lo mismo, libros canónicos. Son 73 libros; 46 del Antiguo Testamento y 27 del Nuevo Testamento.

Es interesante saber que los 73 libros de la Biblia que tenemos entre manos son fruto de un discernimiento, inspirado por Dios, que hizo la Iglesia, declarando cuáles libros son canónicos y cuáles apócrifos (secretos, no inspirados).

De aquí concluimos lo siguiente: la Biblia tiene que considerarse una expresión de la Fe de la Iglesia Apostólica. San Agustín afirmaba: “No creería en el Evangelio, si no fuera por la autoridad de la Iglesia Católica que me lo ordena…”. Y los primeros obispos de la Iglesia llamaban a la Biblia: “El libro de la Iglesia”.

¿Cuándo fue establecido el Canon de la Biblia?

Desde los primeros tiempos del cristianismo, la Iglesia católica consideraba algunos escritos como “canónicos” (o inspirados) y otros los rechazó. A éstos últimos los llamó apócrifos.

La palabra canónico se utilizó por primera vez en el Concilio de Laodicea de Frigia (360). En el Canon 59 se establece que “en la asamblea no se deben recitar salmos privados o libros no canónicos, sino solamente los libros canónicos del Nuevo y del Antiguo Testamento”. Libros canónicos, por consiguiente, vendría a equivaler al conjunto de libros que norman la Fe de la Iglesia.

Las primeras decisiones de la Iglesia en relación al Canon de la Biblia se dieron en el Concilio de Hipona (África) en el año 393. La última definición fue en el Concilio de Trento en 1546.

Los libros de la Biblia

El Canon de la Biblia Católica. Foto: Cortesía,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *